Chihuahua. Chih. Para reforzar la seguridad pública y prevenir robos a casa habitación y a local comercial en la zona oriente de la ciudad, agentes de la Policía Municipal que conforman la célula denominada ROCH, enfocada en la prevención y disminución de estos delitos, se encuentran realizando operativos especiales, cuyos resultados han logrado disminuir la incidencia delictiva, de acuerdo a los mapas de calor que se generan en base a los reportes policiales.

Desde hace tres meses, dada la necesidad de hacer frente a la incidencia delictiva en la zona sur-oriente de la ciudad, la Dirección de Seguridad Pública Municipal (DSPM) puso en marcha dicha célula, integrada por agentes de los cuatro turnos del Distrito Morelos, con el objetivo de disminuir el número de casos y brindar mayor seguridad a los vecinos.

Entre las acciones que los uniformados realizan está la instalación de filtros para detectar autos robados, rondines de vigilancia por las zonas comerciales y el rastreo de probables delincuentes y en conflicto con la ley, todo ello en base al modus operandi de los mismos, cuyos resultados han derivado en la detención de más de 20 personas con órdenes de aprehensión por diversos delitos, el aseguramiento de armas de fuego, sustancias ilícitas, e incluso de artículos sustraídos de tiendas de conveniencia.

Por otra parte, para garantizar el respeto irrestricto de los derechos del sexo femenino, la célula ROCH cuenta también con mujeres policía, para actuar de inmediato ante cualquier incidente donde éstas se vean involucradas.

Según palabras del policía Iván Alexis Chacón Martínez, encargado de estos operativos extraordinarios, gracias a la presencia y a las demás labores que han realizado en ese sector, la estadística indica una considerable disminución en los principales delitos, acción que podría extenderse a los demás distritos que conforman la mancha urbana, para brindar mayor seguridad a los chihuahuenses.

Además, el oficial recalcó la importancia de la denuncia ciudadana al 9-1-1 cuando sean víctimas de un delito, ya que, si no se reporta, no es posible actuar en consecuencia y es como si nada hubiera ocurrido.