Chihuahua, Chih. Después de que la Corte de Nueva York declara culpable a Genaro García Luna por los delitos de participación en una organización criminal y distribución de drogas, entre otros; la diputada federal de Morena, Andrea Chávez, hizo uso de la tribuna en la Cámara de Diputados para externar todo lo que ha enfrentado el pueblo de México durante la mal llamada, Guerra contra el Narco.

La morenista dijo que para miles de familias la Guerra contra el Narco se convirtió en un tema personal, “no es politiquería, ni un discurso, es una historia que sufrimos en carne propia; tenemos la cicatriz en la memoria y a flor de piel”, dijo con la voz entrecortada.

Señaló que los operativos conjuntos ordenados por el entonces secretario de Seguridad Pública desataron la violencia en estados como Michoacán, Tamaulipas, y su natal, Chihuahua, convirtiendo a éste último en el “epicentro de la guerra contra el narco”, mientras el funcionario recibía sobornos millonarios de parte del crimen organizado.

La juarense solicitó la presencia de la diputada panista, Margarita Zavala, para que recibiera el reclamo en nombre de los jóvenes asesinados en la masacre de Villas de Salvárcar, “en nombre de Jorge y Javier, a quienes se les acusó de ir armados hasta los dientes”, puntualizó.

Chavéz señaló a la bancada panista de que en sus gobiernos se crearon chivos expiatorios, se fabricaron casos con la ayuda de medios de comunicación, y se enriquecieron, mientras la población ponía a los muertos. “Tengan tantita vergüenza”, les externó y sugirió que le pidan perdón al pueblo de México o, de lo contrario, lo pagarían en la próxima elección.

La morenista solicitó a la mesa directiva que a la bancada panista, ausente, se le descontara de su sueldo por ausentarse del salón de sesiones, “no encuentran hoyo donde quepan sus cabezas por vergüenza”, dijo.